Terapias Alternativas

Flores de Bach. La Esencia de las Flores

flores de bach

Según la definición del propio creador de la Terapia de las Flores de Bach, el doctor Edward Bach, “La enfermedad es, por esencia, el fruto del conflicto entre el Alma y la Mente.”

Inicios de la Terapia de las Flores de Bach

flores de bach

El doctor Edward Bach, nacido en Inglaterra en 1886 y cirujano, reputado bacteriólogo, patólogo y practicante de homeopatía, se sintió, desde casi el principio de su carrera, como le pasó a su colega y padre de la Homeopatía, el doctor Samuel Hahnemann, defraudado con el concepto clásico y la práctica terapéutica que se llevaba a cabo de su profesión.

Pensaba que los médicos se centraban demasiado en las enfermedades en sí mismas y muy poco en las personas que tras ellas había.

Opinaba que había que ocuparse de la persona, sanar su mente y su alma, y que, con esa sanación, vendría la curación de la enfermedad.

Desde el año 1928 -fecha en la que el doctor Bach comenzó a investigar los elementos procedentes de las plantas- en adelante, los remedios florales que componen la farmacopea de la terapia de las Flores de Bach fueron aumentando en grupos según avanzaban sus investigaciones.

Fue en este año cuando incorporó las tres primeras: Impatiens, Mimulus y Clematis.

flores de bach

En 1931 se publica su libro “Cúrate a ti mismo“. En él, explica su terapia y da a conocer un concepto innovador sobre el origen de las enfermedades.

La idea, básicamente, nos viene a decir que las enfermedades provienen de las emociones negativas que las personas tienen. Y aclara que cada uno de nosotros poseemos, dentro de nosotros mismos, el secreto de la felicidad y de la salud.

Entre los años 1931 y 1932 añade a esas 3 primeras plantas 9 más. Con lo que esa farmacopea de la que antes hablábamos aumenta a 12 elementos.

En 1933 suma 7 flores más. Y en 1935 las 19 últimas, con lo que completa los 38 remedios florales que componen el método de las Flores de Bach.

Cómo Actúan la Terapia de las Flores de Bach

Un punto muy importante de esta práctica es que, a diferencia de la medicina alopática y otras medicinas alternativas, los Remedios Florales del doctor Bach no actúan, de forma directa, en el organismo.

Por lo que el tratamiento con las Flores de Bach no tiene ninguna contraindicación ni efectos secundarios indeseables. Y, además, es compatible, por completo, con cualquier otra terapia, ya sea alopática o no.

Al comenzar se debe realizar un primer examen del paciente, dirigido a descubrir el estado de ánimo en el que se encuentra en ese preciso momento. Recordemos que según esta terapia, las enfermedades son el resultado de las emociones negativas que tiene el paciente.

Después, y basándose en ese primer examen, se lleva a cabo la prescripción de los remedios adecuados a ese estado anímico para comenzar la sanación.

A medida que esos remedios que se le han recetado van haciendo el efecto deseado, el estado anímico del paciente tendrá una evolución y, con ella, comenzarán a surgir otros estados más profundos que no se manifestaron al inicio del tratamiento y para los cuales se deberán administrar nuevos remedios, diferentes a los que, en un principio comenzó a tomar el paciente.

De esta forma, y a lo largo del tratamiento, los remedios se irán variando para irse adecuando a los nuevos estados anímicos que en el paciente vayan surgiendo a medida que los anteriores sanen.

flores de bach

Y se continuará, de esta manera, con el tratamiento adaptando los remedios florales a la evolución del estado anímico del paciente hasta llegar al fondo del problema y, entonces se alcanzará la completa sanación.

Flores de Bach. Una Terapia Segura y Eficaz

La Terapia de los Remedios Florales del doctor Bach es una forma sencilla y natural de restablecer el equilibrio a través de la transformación de las emociones, actitudes y formas de comportarse que tenemos y mostramos, y que impiden nuestro desarrollo y nos llevan al padecimiento de enfermedades físicas.