Plantas y Especias

Fitoterapia. Las Plantas y la Salud

fitoterapia

La Fitoterapia o el uso medicinal de las plantas, es una terapia, no exenta de riesgos, esto es muy importante tener en cuenta, que busca nuestra salud por medio de la utilización de las plantas y sus diferentes partes (raíces, tallos, hojas, brotes, flores o frutos) y en diversas formas de preparación (infusiones, decocciones, tinturas, cataplasmas, inhalaciones…).

Algo de Historia de la Fitoterapia

fitoterapia

Los primeros registros escritos sobre la utilización de plantas con uso medicinal datan de alrededor de unos 5.000 años y provienen de la civilización sumeria. Se tratan de unas listas en las que se recopilan las diferentes plantas que se utilizaban con este fin.

Aunque el uso de las plantas como medio para sanar diferentes dolencias se remontaría a tiempos muchísimo más tempranos.

Otras culturas que dejaron testimonios escritos sobre el uso medicinal de las plantas fueron, por ejemplo, Egipto en sus papiros médicos, el más antiguo fechado alrededor del año 1500 antes de Cristo, y en los que se detallan las enfermedades, formas de diagnosticarlas y los remedios utilizados para su sanación.

Remedios entre los que se encuentran las plantas medicinales y su utilización.

fitoterapia

Por su parte, Grecia debe los primeros escritos sobre fitoterapia a Theophrastus de Eresos, del siglo IV antes de Cristo, y que entre sus muchos conocimientos se encontraba la botánica.

Estos conocimientos sobre las plantas los dejó reflejados en dos obras llamadas Historia de la plantas y Sobre las causas de las plantas.

Y en China, los primeros registros escritos datan de alrededor del 400 antes de Cristo, en textos médicos en los que, además de otras técnicas de tratamiento de las enfermedades, como la acupuntura, se incluyen extensos comentarios dedicados al poder curativo de las plantas.

Distintas Preparaciones en Fitoterapia

Como hemos dicho al inicio de este artículo, las plantas medicinales se pueden preparar y administrar de distintas formas.

Esta variedad no se debe a un capricho, sino a que según cuál es la parte de la planta que se utiliza es mejor una que otra preparación. Y, de igual modo, dependiendo de cuál es el fin para el que se administra, es mejor hacerlo de una forma u otra.

A continuación os mostramos las, quizá, más comunes de estas diversas formas de preparación y el porqué de las mismas.

  • Infusión: utilizada, generalmente, para las partes más delicadas de las plantas: hojas, flores y tallos tiernos. Para su preparación, se lleva el agua hasta el punto de ebullición, momento en el cual se echa la planta elegida y, tapada, se la deja reposar unos minutos (nunca más de 5). Pasado este tiempo, se cuela y se toma, preferiblemente, caliente.
  • Decocción: preparación adecuada cuando se utilizan las partes más duras de las plantas: raíces, cortezas y semillas. Su preparación es similar a la de las infusiones pero, a diferencia de éstas, se deja que las partes de las plantas utilizadas hiervan en el agua por espacio de entre 2 a 5 minutos. Tras lo cual se dejará reposar, tapado el recipiente donde se esté elaborando la decocción, por espacio de unos 15 minutos. Después se cuela y se toma, a ser posible, caliente.
  • Maceración: esta preparación es útil tanto para las partes blandas y delicadas de las plantas como para las que lo son menos. La única diferencia entre unas y otras es, precisamente, el tiempo en el que van a estar en maceración. Para las partes blandas, unas 12 horas. Y para las duras, unas 24 horas. Su preparación es simple, se echa la planta elegida en un recipiente que no deje pasar la luz, y que contenga el agua necesaria, a temperatura ambiente y se deja reposar en un lugar fresco y oscuro. Pasado el tiempo de maceración, se cuela y se tomará el líquido que obtengamos tras el colado.

Otros Preparados de Fitoterapia

Otras formas de preparaciones que se utilizan en Fitoterapia son:

  • Tinturas.
  • Zumos.
  • Vinos Medicinales.
  • Jarabes.
  • Gotas.
  • Extractos Secos.
  • Cápsulas.
  • Aceites Esenciales.
  • Colutorios.
  • Colirios.
  • Linimentos.
  • Pomadas.
  • Ungüentos.

Usos de la Fitoterapia

El abanico de enfermedades, dolencias y afecciones en las que la fitoterapia es eficaz es amplísimo. Y enumerarlas haría muy extenso este artículo.

Sí decir que rara es la que no se vea reflejada en cualquier buen libro, y hay muchos, sobre Fitoterapia y sus usos.